Reunión en el Parlament

Francisco Frutos Gras ||

Ex Secretario General del PCE ||

Reunión día 23 de diciembre en el Parlament. Eché en falta a Jordi Pujol Soley, Oriol Pujol, Félix Millet, Macià Alavedra, Marta Ferrusola, Lluís Prenafeta, Artur Mas, Andreu Mas Colell…y unos cuantos ladrones más, para financiar el proceso independentista.

Un parlament-desagüe a la cloaca política del enfrentamiento. Cuánto lamento habérmela jugado por esto en el franquismo.

Y estaban todos: personas y organizaciones que dicen representar a las fuerzas vivas catalanas. Mal va la clase trabajadora de Catalunya si va detrás de esta pandilla de beneficiarios y avaladores del robo. Mal va la construcción de la España federal que dicen defender algunos lacayos del independentismo presentes en la reunión.

Ante la continuación del aquelarre en el que entre palabra y eructo se jactan de lo valientes que son al desafiar a la ladrona España. Se abrazan y besan Puigdemont, Ada Colau, Carme Forcadell, Gerardo Picharello, Lluís Rabell, Lluís Llach, Dante Fachín, Xavier Domènech, Romeva, Joan Carles Gallego, (en que cloaca ha bajado CCOO con personajes como éste), Nuet y Carme Forcadell. Y aquí me paro, todos los nombres son públicos. Puigdemont ya ha nombrado de entre ellos a 8 estrategas del “dret a decidir” para que vayan abriendo camino.

Catalunya está actualmente en manos de los ladrones y cómplices para hacer un referéndum de independencia que libere definitivamente a “sus ladrones”, de la ley. La reunión del 23 no era para analizar la situación social de millones de catalanes que han visto como se reducían sus salarios y servicios, no porque España les robaba, sino porque les robaban sus gobernantes privatizando empresas y servicios sociales y recortando derechos.

La reunión tampoco era para poner en marcha la recuperación de los miles de millones robados por la mafia pujolista durante años, e iniciar un proceso de mejora de las condiciones de vida hasta que los niños puedan comer helado diariamente.

Ni para luchar contra las políticas neoliberales en España, impulsadas por los poderes económicos, en las cuales los gobiernos de Catalunya habían sido pioneros.

Y mucho menos para hablar de la muerte y destrucción que generan las guerras, de los inmensos recursos que se gasta en ellas y de la responsabilidad del PDC, (antigua CDC-CiU), o de ERC, que comparten toda la política de la OTAN y de sus aliados sionistas de Israel.

La reunión para unos era ver cómo un referéndum por la independencia les daba derecho de pernada sin oposición para continuar las mismas políticas neoliberales y de pasada hacerse una fortunita, y para que los de la “izquierda sindical y política conservadora” que no paran de lamer las botas independentistas tengan un papel auxiliar subalterno y cuatro cosas secundarias de carácter social.

A mí lo que hacen las derechas catalanas y españolas no me quita el sueño porque es la política de la derecha de siempre, que se debe combatir y arrancarle todas las mejoras posibles en las condiciones de vida y de trabajo, hasta que algún día un pueblo más sabio y valiente que el actual, los mande definitivamente al carajo de la economía, de la política y de la historia.

A mí lo que me preocupa y crispa es ver a los teóricos representantes de la izquierda sindical y política lamer las botas de los amos independentistas, por el hecho de que son los amos que tienen poder y dan las subvenciones y porque ellos ya no mantienen ningún rescoldo de la ética y dignidad de antaño.

Cuesta entender tanta subordinación moral y política de los Domènech, Colau, Rabell o Nuet. Y tanta subordinación a este mal aquelarre por parte de las direcciones del PCE y de IU, al servicio de Nuet, Domènech, Rabell o Colau. 

Con pereza y aburrimiento hablo de esto porque tocaba hacerlo, aunque sea una historia tan mediocre sobre un camino a la nada.

Yo he votado siempre al que tocaba, fuera Anguita, Centella, Romeva o Garzón. El 20 D de 2015 voté a Garzón porque después de la patada que le dio Iglesias en nuestro culo, por un momento IU recuperó política y discurso e hizo una buena campaña. El 26 de junio pasado dejé de votar por primera vez. Y continuaré así, no tengo referente electoral ni me siento representado por nadie de los que se auto otorgan el título de izquierdas.

(Domingo, 25 de diciembre de 2016).

 

¿Quién paga a Toxo? 

Después de los actos terroristas de Berlín y Ankara, Toxo hace un llamamiento vergonzante y vergonzoso a la intervención de la OTAN y los EEUU en Siria, que si se coge al pie de la letra es, en la práctica, un llamamiento a una Tercera Guerra.

¿Van a tolerar todo esto los afiliados/as a CCOO y los que no lo son, o van a mandar miles de correos desautorizándole y exigiendo que dimita y no prostituya más una responsabilidad que ostentó Marcelino Camacho?

(Miércoles, 21 de diciembre de 2016).

 

 

Para acompañar a Tamer Sarkis Fernández en su Oda a Maalula

Maalula y Siria
En el viejo arameo de Jesucristo
hablan las gentes de Maalula, 
cristianos ortodoxos y greco católicos,
musulmanes, agnósticos o ateos.
La historia ha forjado en Maalula
un crisol de fraternidad y respeto,
humana expresión de la Siria actual.

No podían soportarlo los forajidos,
los que llevan de única credencial
la bolsa por la cual quitan la vida.
Inventaron revoluciones de mentira,
prepararon y armaron mercenarios
sin importar procedencia ni moral,
y los lanzaron contra Siria y Maalula.

Estaban todos juntos y revueltos,
los reaccionarios de la Casa Blanca,
los neocoloniales de Londres y París,
el siempre activo crimen sionista,
el fascismo feudal de Arabia y Qatar,
la Turquía en retroceso de Erdogan
con los comparsas útiles, y España.

Cuando los pueblos quieran saber
y desprecien a los medios corrompidos,
cuando los de la razón en el cañón
sean definitivamente desenmascarados,
el mundo sabrá, tú y yo sabremos,
que quisieron destruir la Siria libre,
la del pueblo en paz y convivencia.

Cuando callen las armas en Siria
y el terrorismo sea erradicado del todo,
cuando cese la guerra de agresión
y el pueblo reconstruya en paz y trabaje,
volveré a Damasco y visitaré Maalula,
recorreré caminos a Homs y Palmira,
al Alepo liberado de terroristas y de la OTAN.

Han hecho sufrir mucho a un pueblo
los hijos del saqueo y del crimen,
mas no lo han rendido y derrotado
enfrentado, dividido y fragmentado.
Pensad, gentes de conciencia aún viva,
qué habéis hecho por el pueblo sirio,
¿nada?, pues estáis a tiempo todavía.

Maalula es libre. Que lo sea pronto toda Siria.

(Sábado, 24 de diciembre de 2016)

 

Un sentimiento que os comparto

Retorno del brindis a los nocturnos,
del Verdi épico al Chopin interno,
de la libación de vital esplendor
a la bella compañía silenciosa.
Mis manos sienten el frío de antaño,
y se reconfortan en el viejo calor,
se mueven dibujando recuerdos.

Mi pensamiento se encierra en mí.
Manos, recuerdos, pensamientos
sumergidos en la sombra invernal
cuando el otoño dobla la esquina.
Y se hacen vivos los pasados,
prendidos en azules de cielo,
sumergidos en acogedores mares.

También en el ruido de una fábrica,
en cautelosas reuniones nocturnas
o en agrestes parajes solitarios,
lejos de la curiosidad malsana
de los nada propicios a la palabra,
de las siempre vivas cartucheras
que hablaban de la maldad de origen.

Pensando y recordando aquello
siento que alargué mi estatura,
me subí al atril de la dignidad
marchando junto con hermanos.
Caminamos, caímos, levantamos,
sentimos que sumados existíamos
y mejoramos algo la vida colectiva.

Ha pasado mucho tiempo de aquello,
hoy siento la necesidad de volver
al brindis de la vida y de la lucha
y también a la silenciosa compañía.
Juntemos manos de nuevo,
amores, luchas, penas, alegrías,
lágrimas por manos dichosas que se fueron.

(Jueves, 22 de diciembre de 2016)

 

1 comentario de “Reunión en el Parlament

  1. 27 diciembre, 2016 at 20:23

    Gracias, Francisco Frutos, por tu esfuerzo solidario desde la Izquierda. Comparto, completamente, el contenido de tu artículo y lamento que no haya más gente honesta como tú… Pareciera que el oportunismo más desalmado y mediocre se ha apoderado de las riendas del poder, también, en la Izquierda. Salud

    Tu valoración: Thumb up 2 Thumb down 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*