Un repaso a lo que hay y a lo que debe cambiar

Francisco Frutos Gras ||

Ex Secretario general del PCE ||

1.- España sigue estancada en un quiero y no puedo, con un desarrollo económico importante, favorable a las grandes rentas y contradictorio con los derechos laborales y sociales más elementales de la clase trabajadora; con un gobierno conservador y un PP caducados políticamente y sumergidos en la corrupción; con un Cs tan conservador como el PP que espera agazapado la ocasión; y con una falta de alternativa seria, sólida  y coherente de la izquierda, algo que es una necesidad cada día más urgente.

2.- En ese estancamiento español sobresale la putrefacción y el encanallamiento, moral y político cada vez más grave, en  Catalunya, donde, aparte de las permanentes payasadas de Puigdemont y compañía y las acciones fasciopopulistas de la CUP y demás enmascarados, ya se atreven incluso a hacer un homenaje a Jordi Pujol por la beneficiosa acción que realizó él como presidente de la Generalitat durante 23 años, su gobierno y su partido, mientras robaban y se enriquecían tanto como los corruptos del PP, acordando y aplicando las mismas políticas económicas y sociales. Pasando de Banca Catalana a Andorra y a los paraísos fiscales y esperando que la independencia les amnistíe sus fechorías.

3.- Y ETA, en un acto miserable de justificación de sus crímenes “políticos”, incluso utilizando ya en democracia los mismos métodos de terrorismo fascista que la han caracterizado, (tiro en la nuca, coche bomba, secuestro, amenazar y aterrorizar al que no compartía sus brutalidades, fuera Yoyes, José Luís López Lacalle, Miguel Angel Blanco, Tomás y Valiente, un policía….) declara  que se disuelve a los 50 años de su existencia, en los que ha sido el instrumento para silenciar la opinión democrática del pueblo vasco trabajador y el principal acicate para estimular  las tendencias políticas más conservadoras y reaccionarias en España y dificultar aún más la acción política de la izquierda, ya difícil después de los 40 años de franquismo. Y se disuelve después de un fracaso sin paliativos ante los “mediadores internacionales”, que más valdrían que se metieran en sus asuntos.

Ahora, sus herederos “políticos”, buscan conchavarse con sus colegas separatistas de Catalunya, para continuar defendiendo lo mismo de siempre por otros métodos: la independencia de Euzkadi. Deseo a Bildu y compañía, y a los que dicen no estar de acuerdo con la independencia, aunque la pidan con la boca pequeña a largo plazo, un fracaso tan grande y estrepitoso como el de ETA.

3.- Y en las costas españolas continúan intentando llegar miles de personas, ahogándose muchas de ellas al naufragar las pateras en las que les embarcan amontonados las diversas mafias. Mafias que actúan sin que el sistema económico y político que saquea los territorios de los que proceden los inmigrantes y genera guerras que matan y destruyen, haga nada serio para perseguir e impedir a las mafias que continúen sus fechorías. Todo forma parte de un método de dominación e imposición del neocolonialismo capitalista actual.

4.- Y en Tréveris, la ciudad alemana que vio nacer a Karl Marx, ecologistas y extrema derecha se oponen a que una estatua de Marx se coloque en la muralla negra romana en conmemoración de los 200 años de su nacimiento. Los ecologistas argumentan  que la estatua la han regalado los chinos, ya que parece que anualmente hay decenas de miles de ellos que visitan Tréveris para rendir homenaje al gran pensador y activista. Y los chinos, dicen los ecologistas, son dictadores. La extrema derecha porque parece que los rojos han matado y reprimido a mucha gente.

5.- Y continúa la matanza de palestinos, niños, jóvenes y mayores, por parte del terrorismo sionista, sin que se escandalicen EEUU, la UE y las gentes de mal vivir que dicen defender los derechos humanos y la libertad. Y en Siria, los Estados golfos del mundo, encabezados por EEUU, Francia, Israel, Arabia Saudí y Gran Bretaña, no cesan de suministrar armas y apoyo a sus hijos bastardos terroristas para que siga la guerra a los siete años de haberla iniciado. Y las instituciones, medios de propaganda  y ONGs lacayas continúan siendo el elemento auxiliar.

En resumen, vivimos en un mundo que se enfrenta a una crisis moral, criminal y económica. Un mundo dirigido por los que sólo acatan la ganancia privada más egoísta, que sumerge al ser humano y su esencia en un mar de intereses y violencias. Es este mundo que la izquierda política, sindical e intelectual debe cambiar. Y para ello, como siempre, hay un camino: reunir, unir, organizar y movilizar por los objetivos del desarrollo social, de la justicia e igualdad, de la paz y la solidaridad y colaboración entre los pueblos.

(Martes, 8 de mayo de 2018).

El principio establecido en Crónica Popular exige que, para que los autores de un comentario a un artículo, firmado con nombre y apellidos, vean publicado su comentario, deben firmar de igual modo el textos que nos envíe. En caso contrario, no se publicarán.
Y eso lo haremos aunque el comentario sea favorable al artículo: no se publicará ningún comentario si no va acompañado por la identificación personal de su autor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *